• A

¿Qué tan versátil es realmente un traje?

Actualizado: 16 sept 2021

Pese a que quizás la mejor manera de sacarle provecho tienda a lo formal, la verdad es que un traje es la prenda más versátil del mundo: puedes usarlo como si fuera un chándal o de la manera tradicional, claro está siempre sujeto a las tres grandes C´s a la hora de decidir cómo vestir: Clima, Contexto y Código de Vestimenta.



¿No lo crees? Aquí te muestro los outfits que lo demuestran.


The Good Old Classics


Los puristas, los sartorialistas más tradicionales y los amantes de la moda clásica masculina afirman que sólo hay una manera de llevar un traje, esto es, con zapatos de vestir y camisa de manga larga. Los más conservadores dirán que siempre se lleva con corbata y aquellos más laxos permitirán prescindir de ella en ciertos contextos.



No hay mucho que añadir a esto. Es en lo primero en que piensas cuando escuchas la palabra traje. Es el atuendo por excelencia de los negocios. Abogados, políticos, banqueros y funcionarios lo utilizan como uniforme y es la prenda más utilizada para eventos como bodas, bautizos y celebraciones diversas. Sin duda asociado siempre a las mejores ocasiones de la vida y a los niveles más altos de la vida profesional, un traje con corbata es el ejemplo de cómo atajar la formalidad con gracia.



En cuanto al traje acompañado de camisa sin corbata, sin duda lleva implicaciones ligeramente más casuales y desenfadadas, aunque no demasiado. La clave para poder llevarlo bien es utilizar la combinación adecuada y sobre todo, que la camisa posea un cuello diseñado y construido para llevarse abierto.



En lo que refiere a la ocasión para llevar un traje así, los códigos de vestimenta formal y de negocios serán los indicados.


Sofisticado (y a prueba de frío)


Hemos hecho un artículo completo sobre como combinar traje y piezas tejidas en punto, como suéteres, jerseys y demás. Es una manera clásica y sofisticada de darle una vuelta al dos piezas tradicional.



Claro que todo dependerá del traje y de la pieza de punto a utilizar. Tradicionalmente se considerará ligeramente más formal a los suéteres de cuello alto que a los de cuello redondo o en v y como regla general, entre más grueso sea el tejido del jersey, más casual será.



En lo que refiere a cuando llevar esta combinación, por su naturaleza calurosa naturalmente siempre será durante la etapa otoño-invierno. Y en lo que refiere a ocasiones, puede abarcar desde el código de negocios hasta el casual, según el traje y la prenda de punto elegida.


La manera fresca (y casual)


¿Quién dijo que en verano no se usa traje? Si bien en ocasiones formales, como hemos mencionado antes, siempre será necesario llevar puesta una camisa, en tiempo de calor y cuando el código de vestimenta tiende a lo relajado, sí que se puede usar tanto una polo como una camiseta con un traje. La primera combinación (con polo) será, por tener cuello, más "formal" que la segunda, pero lo cierto es que ambas tienden a lo casual.



Para llevar con gracia ambas formas, la clave será que la camiseta o polo que llevemos sea sencilla, preferentemente sólida y en algún color neutro, sin estampados ni grandes logos. La estrella será el traje, que usaremos como chándal. En esta ocasión, la más casual, podrás ser también muy creativo con tu juego de calzado. Para la combinación con polo los loafers y slippers serán, en mi opinión tu mejor opción, mientras que para cuando elijas llevar camiseta, unos sneakers muy sencillos o unos espadilles (como los azules que llevo en la imagen que verás a continuación) siempre se verán bien. Nunca lleves zapatos oxford con esta combinación.



Cuando quieres hacer una declaración de estilo, pero el lugar al que vas es demasiado casual, esa es la ocasión para usar este atuendo.


Dos por uno, todos los días


Además de las maneras que acabas de ver, lo cierto es que un traje, al conformarse de dos o hasta tres piezas, te permite el beneficio de usar estas por separado, en combinaciones de atuendos diferentes, usando los principios que acabas de ver aplicados (es decir acompañado de camisa y corbata, camisa abierta, polo, camiseta o alguna prenda de punto), después de todo, en realidad al adquirir un traje estás adquiriendo necesariamente una chaqueta y un pantalón y no estás obligado a usarlos siempre juntos. Esa será una de las formas en que mayor provecho saques de tu traje.


Esto es todo por hoy, Astyler, ahora conoces todas las maneras que hay de llevar un traje. Espero que tengas un gran día en tu camino sartorial. Te recuerdo:


Encuentra tu estilo.


-A

77 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo